domingo, 10 de noviembre de 2013

Croquetas de bacalao con piñones y ajos tiernos

Una variante de las croquetas de bacalao que suelo hacer en casa consiste en añadir un puñado de piñones y ajos tiernos a la masa. Estas croquetas no llevan bechamel, así que son perfectas para las personas que no pueden tomar productos lácteos (lactosa). La bechamel es cambiada por patata cocida.


Ingredientes para 4 personas:

Bacalao desalado, unos 500 gr.
3 patatas medianas
100 gr. de piñones
3 ajos tiernos frescos
1 huevo fresco
2 cucharas soperas de harina de trigo
Aceite de oliva extra virgen
Sal común
Harina de trigo para el rebozado.


Para hacer croquetas aprovechar las partes del bacalao más delgadas ya que se tiene que desmigar.


Desmigamos el bacalao quitando la piel y espinas.


Lavamos el bacalao con agua fría. Colocamos el bacalao desmigado en un bol y lo cubrimos de agua. Dejamos 3 horas, cambiamos el agua y volvemos a dejar 3 horas. Pasado ese tiempo escurrimos bien apretando con las manos el bacalao hasta que haya sacado toda el agua ya que no tiene que tener nada de agua.


Pelamos, lavamos y cortamos las patatas en trozos. Cocer las patatas en agua con un poco de sal hasta que esten blandas. Vigilar la sal ya que el bacalao suele estar un poco subido de sal.


Una vez cocidas escurrimos las patatas, colocamos en un bol y las machacamos con un tenedor, no tiene que quedar fino como un puré.


Pelamos y cortamos en trozos pequeños los ajos tiernos.


Una vez tenemos todos los ingredientes listos, empezamos a preparar la masa de las croquetas:


En un bol grande echamos la patata y empezamos añadiendo el bacalao desalado y bien escurrido.


A continuación las dos cucharada de harina y el huevo.


Mezclamos bien con un tenedor o con las manos. Añadimos los ajos tiernos.


Y por último los piñones.


Rectificamos de sal y mezclamos con las manos hasta que la masa este compacta.


Esparcimos en el mármol de la cocina un poco de harina. Vamos cogiendo con una cucharada sopera masa de croqueta y con las manos enharinadas le damos la forma que más nos guste.


Las colocamos sobre el mármol enharinado.


Preparamos una sartén con aceite de oliva extra virgen (o el aceite que tengáis costumbre usar para freír). Cuando este bien caliente vamos añadiendo las croquetas, poca cantidad cada vez, no tienen que tocarse entre ellas.


Dejamos que se hagan por ambos lados, unos 3 minutos en total, todo depende de la cantidad de aceite, la fuerza del fuego y el grosor de las croquetas. Escurrimos sobre papel de cocina.


Y ya tenemos listas unas croquetas de bacalao con patata, ajos tiernos y piñones. Una forma diferente de hacer croquetas.


Las croquetas quedan muy jugosas, una delicia al paladar.


Apuntes:
-Usar la parte del bacalao más delgada, también es la parte más económica en el mercado.
-También se pude comprar el bacalao ya desmigado a muy buen precio.
-Importante desalar el bacalao al gusto de cada uno, el tiempo que doy en la receta es aproximado.
-Más vale rectificar y añadir un poco de sal al final a que nos queden saladas.
-Los ajos tiernos le dan un sabor especial y no es tan fuerte como el ajo picado.

Buen provecho!

2 comentarios :

  1. las voy a hacer mañana ya diré como me han quedado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me dirás si te han gustado. Gracias por preparar una de mis recetas, Africa.
      Saludos

      Eliminar